Susurros en la nieve, día 8. 17:00h


Kitsune Aoshi

Mar Mar 15, 2005 9:11 pm

Aoshi y Yoshiko


Acompañado por Torashume, Aoshi se adentró en los nevados jardines del kyuden. Avanzaron hasta estar en un sitio discreto, con un banco.
Sus alientos se helaban en el frío aire como pequeñas nubecitas.

- Torashume-san, esperad aquí, por favor. Necesitaré intimidad y seguridad. Os ruego que estéis atentos a mí y a los alrededores. No espero que pase nada, però nunca está de más en estos momentos de incertidumbre.

Después, Aoshi se apartó de él, y se sentó en el banco. Torashume se cubrió entre el follaje con discreción.
_________________
"Vamos, cabrones! O acaso queréis vivir para siempre?" Han Daly, Junio 1918


Mirumoto Yoshiko

Mar Mar 15, 2005 11:23 pm

Yoshiko se baño y vistio con un kimono algo mas abrigado que los que solia llevar. Y tras leer la carta que le habia hecho llegar Aoshi decidio salir de inmediato al lugar de encuentro.



Camino despacio y con tranquilidad aun cuando por dentro estaba algo nerviosa.




No tardo demasiado en llegar hasta donde Aoshi esperaba, sentado en un banco y con algunos setos cerca. Una vez cerca sonrio.




Mirumoto Yoshiko-"Konnichi wa Aoshi-san, me alegro de veros de nuevo"
_________________
Grande y fuerte es el que sabe levantarse despues de caerse y seguir adelante.


Kitsune Aoshi

Mie Mar 16, 2005 1:40 pm

Al verla llegar, Aoshi se levantó del banco y le dirigió una reverencia y una breve sonrisa, con ojos apagados y sin mirarla directamente.

- Konnichi wa, Yoshiko-sama, es un placer. Os agradezco vuestra displicencia al aceptar mi petición. Sentaos, os lo ruego. Hemos de hablar.

Cuando Yoshiko se sienta, Aoshi hace lo propio, però dejando un espacio muy respetuoso entre ambos.
_________________
"Vamos, cabrones! O acaso queréis vivir para siempre?" Han Daly, Junio 1918

Ultima edición por Kitsune Aoshi el Mie Mar 16, 2005 2:58 pm, editado 1 vez
Ver perfil de usuario Enviar mensaje privado Enviar email Visitar sitio web del autor MSN Messenger
Mirumoto Yoshiko
DJ Veterano
DJ Veterano


Registrado: 23 Sep 2004
Mensajes: 865
Ubicación: Rokugan

MensajePublicado: Mie Mar 16, 2005 2:47 pm Responder citando Back to top

Yoshiko volvio el rostro serio y grave al ver el semblante de Aoshi y el hecho de que no la miraba directamente.



Se sento y no dejo de reparar que Aoshi se sentaba bastante lejos, de forma muy decorosa.

Yoshiko cerro los ojos por un instante y suspiro, luego abrio los ojos lentamente. Su voz sono suave pero seria, acorde al moento que al parecer y a la conversacion que se iba a tener lugar.


Mirumoto Yoshiko-"Siempre es un placer tratar con un buen samurai como vos, aun dispongo de tiempo para disfrutarlo en buena compañia. Decidme ¿que es lo que ocurre?"

_________________
Grande y fuerte es el que sabe levantarse despues de caerse y seguir adelante.


Mirumoto Yoshiko

Mie Mar 16, 2005 2:47 pm

Yoshiko volvio el rostro serio y grave al ver el semblante de Aoshi y el hecho de que no la miraba directamente.



Se sento y no dejo de reparar que Aoshi se sentaba bastante lejos, de forma muy decorosa.

Yoshiko cerro los ojos por un instante y suspiro, luego abrio los ojos lentamente. Su voz sono suave pero seria, acorde al moento que al parecer y a la conversacion que se iba a tener lugar.


Mirumoto Yoshiko-"Siempre es un placer tratar con un buen samurai como vos, aun dispongo de tiempo para disfrutarlo en buena compañia. Decidme ¿que es lo que ocurre?"

_________________
Grande y fuerte es el que sabe levantarse despues de caerse y seguir adelante.


Kitsune Aoshi

Mie Mar 16, 2005 3:17 pm

La mirada del zorro estaba perdida en la nieve frente al él. Asintió levemente.

- Sois demasiado cortés. Y más sabiendo lo que voy a decir. Porque sé que lo sabéis.

Aoshi hace una pausa y respira profundamente antes de seguir.

- Os ruego que no os lo toméis como un despecho ni como un insulto. Però lo nuestro ha de acabar aquí y ahora. Por vos. Por mí. Por nuestro honor, familias y clanes. Nos hemos puesto repetidamente en peligro y no somos quien para hacer esto. Además...

La respiración de Aoshi puede oirse con claridad en el silencio de la tarde invernal de los jardines. Cuando velve a hablar, su voz es ronca y expresa dolor.

- Además... yo no os amo, Yoshiko-sama. Yo no os amo. Amo a otra mujer, que el cruel destino me ha arrebatado y ha arrebatado de este mundo. Aunque haya muerto, mi corazón aún le pertenece. Es más. Yo no deseo otorgárselo a otra mujer, al menos por ahora. Mi alma está de luto por ella. Y no puedo fingir con vos. Primero porque no es lo que siento y yo no soy así. Segundo porque vos no os merecéis que os engañe y os dé falsas esperanzas. Tercero porque yo no soy nadie y vos os merecéis a alguien de vuestra alcurnia. Yo sólo me debo ahora a mi clan, mi familia y mis deberes.

Unas lágrimas asoman en los acuosos ojos de Aoshi, però se quedan allí, sin ser derramadas.

Sé que os he ofendido, sé que he hecho mal. Sólo puedo rogaros que me perdonéis tal afrenta. Si queréis mi vida, podéis pedirla. Però no a mí, puesto que mi vida no me pertenece. Sino a Ryosei, quien es la señora de mi sangre. Es más. Sea cual sea vuestra respuesta, os juro solemnemente que de mis labios no saldrá ninguna palabra que mancille vuestro honor y vuestro buen nombre.

_________________
"Vamos, cabrones! O acaso queréis vivir para siempre?" Han Daly, Junio 1918


Mirumoto Yoshiko

Mie Mar 16, 2005 3:34 pm

Yoshiko escucho palabra tras palabra y algo se iba rompiendo dentro de si con cada una de ellas, mas nada se reflejo en su rostro de ello, si no todo lo contrario pues su semblante se fue endureciendo de igual modo.

Cuando Aoshi termino cerro los ojos y inspiro lentamente, e espiro de la misma forma, despues de unos momentos abrio los ojos y miro directamente a Aoshi.


Agito la cabeza y suspiro.


Mirumoto Yoshiko-"Quien ama de verdad hace lo mejor por el ser amado. No guardo rencor ni odio, ni malestar alguno. Sois el primer samurai al que he entregado mi corazon y posiblemente el ultimo. No quiero nada mas que vuestra compañia y amistad si es posible. He aprendido algo mas, mucho en vuestra compañia. Ahora debo meditar antes de dar el siguiente paso. Siento enormemente lo de vuestra amada y rezare por vos y por ella. No os afligais por mi esta no es mas que sino otra de las duras pruebas para mi espiritu. Las Fortunas hablan y dictan los kamis guian y los ancestros aconsejan.




Tras estas palabras Yoshiko se quedo en silencio mirando al frente y con la mirada ausente, su respiracion disminuyo a casi no ser audible y parecia que ni siquiera respirase.

_________________
Grande y fuerte es el que sabe levantarse despues de caerse y seguir adelante.


Kitsune Aoshi

Mie Mar 16, 2005 5:07 pm

El shugenja se levantó. Se quedó de pie, en la nieve. Como si fuese una estatua. Su rostro reflejaba pena, però también algo más. Entereza y determinación.

Durante algunos minutos continúa allí, en pie, en silencio, mirando hacia lel distante cielo invernal. El sol ya empieza a ponerse. Y sus uúltimos trémulos rayos acaricia al mundo con levedad, como si temiesen dañar con su calor la belleza helada del Mundo.

- Mi amistad, no la habéis perdido, pientras la deseéis. Mi respeto, tampoco. Aprecio y valoro vuestros sentimientos, os lo aseguro. No os llaméis a engaño. Agraezco vuestro aprecio y vuestra compañía. Però sería un perro traidor por triple partida si no hiciese esto. Por vos. Por ella y su memoria y por mí.

Dicen que uno de los peores sentimientos que sufren los humanos es amar y n ser correspondido. Aoshi siente profunda piedad. Se odiaría a sí mismo por lo que hace, però sabe que le debe fidalidad al corazón que ama y aún no ha dejado partir la memoria de la mujer que hacía que su universo se moviese.

Ahora... he de irme. Agradezco vuestras oraciones y os tendré presente en las mías. Os deseo lo mejor para el futuro. Felicidad y gloria. Aunque ahora no lo creáis, habrá otro samurái, más digno que yo, que ocupará el sitio de vuestro corazón. Sois más joven que yo. Tened fe y esperanza.


Aoshi da un paso en la nieve y se detiene. Luego se gira. Los ojos del joven shugenja transmiten la confianza que le caracteriza y algo más. Una profunda necesidad de vivir y de sentir el mundo y experimentar. Sonríe, levemente, con candidez, con ternura.

- Espero que algún día me podáis perdonar, Yoshiko-sama. Y sonreid. Sonréid, que el sol necesita que le déis una lección de humildad con vuestra sonrisa.


Con un gesto hacia Torashume y una rápida y profunda reverencia a la Dragón, Aoshi comienza a andar por la nieve. En el fondo, está dolido y se siente cruel, però también se siente que ha hecho lo correcto y que ha sido justo con la joven chica.

_________________
"Vamos, cabrones! O acaso queréis vivir para siempre?" Han Daly, Junio 1918


Mirumoto Yoshiko

Mie Mar 16, 2005 7:19 pm

Yoshiko escucha las palabras de Aoshi y suspira.



Aunque quiere sonreir no puede, hay cosas al las que no se pude traicionar.



Mirumoto Yoshiko="Perdonado estais, que halleis esa paz es lo que espero, yo pronto la encontrare"




Yoshiko ve alejarse a Aoshi en silencio a la par que el sol se oculta ensombreciendo todo a su alrededor al igual que su interior, mas nunca por completo pues un fuego en su interior jamas sera apagado.



Una vez alejado se levanto y saludo a la Dama Sol. Para encaminar una vez mas sus pasos en la senda del Destino.

_________________
Grande y fuerte es el que sabe levantarse despues de caerse y seguir adelante.


Soshi Mishi

Mar Mar 29, 2005 5:11 pm

Out:
Tema cerrado.

_________________
"Que Benten os guíe en todas vuestras acciones"